Tras 15 meses, el SEMEFO se niega a entregar restos de su hijo

,

Por: RF Guadalajara / Archivo

Miguel Ángel, un joven sordomudo de 22 años de edad, fue privado de la libertad por un grupo delictivo el 15 de mayo de 2019, cuatro días después su cuerpo fue localizado en una fosa clandestina en el municipio de Tlaquepaque, Jalisco. Fue hasta el mes de octubre de ese mismo año cuando Eva Ochoa, su madre, supo de la ubicación de Miguel. El cuerpo estaba seccionado.

En entrevista para la primera emisión de Fórmula Noticias Jalisco, Eva Ochoa denunció que desde entonces ha acudido en varias ocasiones al Servicio Forense, pero hasta el momento se niegan a entregarle los restos de su hijo pues “está incompleto”:

Gente que lo conocía me avisó que ahí estaba (en el Semefo). Me dijeron que por qué hasta ese tiempo iba a hacer la prueba de ADN y le dije que yo nunca pensé encontrar a mi hijo aquí. Ahí me dijeron que me lo iban a entregar, que estaba completo y dos veces lo mismo, pero no era verdad”, dijo.

Después de la última vez que acudió, recibió una llamada del Ministerio Público y le explicaron que ya estaba listo para ser entregado, sin embargo, no fue así, por lo que ya se resignó a que no encuentren los restos faltantes del cuerpo. 

Eva Ochoa mencionó que su hijo era querido por todos los que lo conocían, “era un angelito”, sin embargo, eso no impidió ser otra víctima de la delincuencia. Hasta el momento las autoridades no informan de avances en las investigaciones del homicidio.

Te puede interesar